15 de Octubre. Día de las Escritoras

El Día de las Escritoras es una conmemoración promovida por la Biblioteca Nacional de España junto a la Federación Española de Mujeres Directivas, Ejecutivas, Profesionales y Empresarias (FEDEPE) y la Asociación Clásicas y Modernas que, desde el año 2016, busca reivindicar la labor y el legado de las escritoras a lo largo de la historia a partir de la lectura de fragmentos representativos de sus obras.

Las Bibliotecas Municipales de A Coruña nos sumamos a la iniciativa homenajeando a aquellas mujeres de las letras que merecen una especial mención.

Desde Corto y Cambio destacamos a dos mujeres escritoras que a pesar de vivir en siglos diferentes, su obra se caracteriza por tener un marcado carácter feminista, defendieron y reivindicaron siempre la situación de la mujer en una sociedad dominada por los hombres.

Dos mujeres, dos épocas, dos feministas; Rosalía de Castro y Luisa Carnés

Os dejamos estos dos textos; El primero pertenece al Prólogo de “La hija del Mar” de Rosalía de Castro y el segundo, un fragmento de “Tea Rooms. Mujeres obreras”, novela escrita en 1934 por Luisa Carnés, una de las grandes olvidadas de la Generación del 27. Esta obra fue rescatada por la Editorial Hoja de Lata en el año 2016 al igual que la biografía que Luisa Carnés escribió de Rosalía de Castro en 1945 cuando se encontraba en su exilio.

La hija del mar

Antes de escribir la primera página de mi libro, me permítase a la mujer disculparse de lo que para muchos será un pecado inmenso e indigno de perdón, una falta de que es preciso que se sincere.

…y tantas otras, cuyos nombres la historia, no mucho más imparcial que los hombres, registra en sus páginas, protestaron eternamente contra la vulgar idea de que la mujer sólo sirve para las labores domésticas y que aquella que, obedeciendo tal vez a una fuerza irresistible, se aparta de esa vida pacífica y se lanza a las revueltas ondas de los tumultos del mundo, es una mujer digna de la execración general.

…El que tenga paciencia para llegar hasta el fin, el que haya seguido página por página este relato, concebido en un momento de tristeza y escrito al azar, sin tino, y sin pretensiones de ninguna clase, arrójelo lejos de sí y olvide entre otras cosas que su autor es una mujer.

Porque todavía no les es permitido a las mujeres escribir lo que sienten y lo que saben.

 

Tea Rooms. Mujeres obreras

En una oficina no se anulan de tal forma el derecho y el criterio de la personalidad. Una tiene un jefe inmediato, del que depende y al que hay que soportar gruñidos y chistes idiotas, que es el primero en celebrar.

…Se dan casos verdaderamente repugnantes; casos en los que las auxiliares se han visto obligadas a denunciar al jefe inmediato o a pedir, con un pretexto cualquier su traslado a otro departamento…

…Esto no es lo general en las oficinas, pero sí lo frecuente. En las oficinas y en las fábricas y en los talleres y en los comercios, y en todas partes donde haya mujeres subordinadas a los hombres.

…¿Es posible que no hayas comprendido lo que quiere ese señor M.F.? Fíjate bien: para escribir a máquina hace falta tener una edad determinada y un cuerpo bonito…

…Las muchachas de hoy conocemos muy bien al tar M.F. M. F. nos cede el asiento en el metro y nos tiende el sueldo desde la altura de su caja cada mes y nos mira oblicuamente al escote cada vez que nos dicta una carta.

Podéis consultar más libros de estas autoras en nuestro catálogo y también llevarlos en préstamo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El mundo en femenino. Marilar Aleixandre

El próximo lunes 6 de febrero a las 20:30h, en Poetas di(n) versos podremos escuchar a Marilar Aleixandre, última incorporación femenina a la Real Academia Gallega.

El pasado 14 de enero la escritora e investigadora Marilar Aleixandre se convirtió en una de las 6 mujeres que son miembro numerario de la Real Academia Galega.

En su discurso pronunciado en su ingreso en la Academia “Voces termando da paisaxe galega”,  hace referencia a uno de los muchos episodios trágicos que tuvo lugar durante la Guerra Civil, siendo su víctima una mujer gallega, “A Capirota”

Dezaoito de agosto de 1936. O Pozo da Revolta, parroquia de Mogor, Marín. Na luz borrallenta da madrugada un mariñeiro de dezasete anos prepara a súa barca. Xurdindo da brétema unha visión estarrecedora.
A muller ía descalza e levaba o camisón manchado de sangue. Tamén as mans, e talvez por iso puido virlle á cabeza o día, había dous anos, no que o congro lle arrincara os dedos. Mais o sangue fluía do peito, dun ombro, a muller tiña todos os dedos nas mans que retorcía ansiosamente.
Un encontro lembrado, setenta anos despois, polo seu curmán para o entrevistador de Nomes e Voces, Andrés Domínguez Almansa:
Auxilios, auxilios, auxilios!
Era un chaval, era de noite e xa se sabía o… el asustouse e colleu e rema, rema, rema
a desviarse do choio, porque naqueles primeiros días era unha revancha, aquelo era criminal. O terror, sembraban o terror.
Nunca soubo o seu nome nin que foi dela, se chegou á casa ou se morreu desangrada entre os toxos.

Discurso, al que Fina Casalderrey, otra de nuestras grandes escritoras y académicas, respondió con una hermosa biografía de Marilar Aleixandre.

O seu pai, Miguel Jiménez Gan, era médico militar, circunstancia que influíu nos frecuentes cambios de domicilio. Del herdou Marilar ese espírito inconformista e aventureiro que a impulsa, dende ben nova, a andar polo mundo coa mochila cargada de decisión e coraxe: “invoco meu pai, o cirurxián a rachar costuras /as tesoiras esgazan a cicatriz /desbridar, chamábao el” (“Desbridar”, en Aleixandre 2016).

A súa nai, María Pilar Aleixandre Parra, muller de gran, aínda que fráxil, corazón –de feito morreu moi nova dunha grave doenza cardíaca–, malia estudar idiomas, dedicouse enteiramente ao coidado da súa numerosa familia…
Da súa nai, ademais da habelencia para as linguas, recibiu a filla o nome, María Pilar, e o sobrenome, Marilar.
Aos poucos meses de nacer Marilar, a primeira dos sete fillos do matrimonio, seu pai foi destinado a Valladolid. Pero os recordos non comezan a tatuarse na súa memoria virxe ata estaren instalados en Ceuta. Alí, na Praza de África, a cativa de menos de dous anos, quizais incentivada polo relato que os adultos construíran do feito, grava a escena dunhas tremendas inundacións: a auga subía varias cuartas no chan da cociña e as mulleres afanábanse en botar fóra coa vasoira aquela enchente, coma quen “achica auga da cuberta dun barco asolagado pola tormenta”, di ela. “Como se pode varrer a auga?” foi unha das súas primeiras observacións científicas.

Talvez esa inicial estrela no mar, que a súa inocencia desposuía de drama,
teña influído en facer dela unha muller forte e destemida, malia a súa aparencia
miúda, que non só lle perdeu o medo á chuvia moi cedo, senón que sente con
agarimo a paisaxe da chuvia e fai seus uns versos de Alberto Caeiro, heterónimo de Fernando Pessoa:

Um dia de chuva é tão belo como um dia de sol.
Ambos existem; cada um como é.
(“Poemas Inconjuntos”, Pessoa 1946)

El mundo en femenino. Marilar Aleixandre

cartel-001

El mundo en femenino. “O xogo das cadeiras”

Ya en el año 2011 un grupo de 52 poetas, narradoras, lexicógrafas, dramaturgas y estudiosas de la lengua gallega presentaron el manifiesto ‘O xogo das cadeiras’, con el fin de reivindicar que las mujeres ocupen más asientos y tengan más protagonismo en la Real Academia Galega.

En estos momentos son 6 de 30 las mujeres que ocupan los sillones de la RAG.

– Luz Pozo Garza (1996) – Xohanna Torres Fernández (2001) – Rosario Álvarez Blanco (2003) – Margarita Ledo Andión (2009) – Fina Casalderrey Fraga (2013) – Marilar Aleixandre (2017)

Las mujeres continúan sufriendo discriminación y es difícil encontrarlas ocupando cargos de alta responsabilidad tanto en instituciones públicas como en privadas.
cartel-001

Versos en movemento. Rosalía de Castro

dfasdfa

Desde o noso blogue e dentro da mostra bibliográfica “Versos en movemento” queremos facer unha homenaxe á célebre poetisa galega Rosalia de Castro cun dos poemas incluído no seu libro Cantares Gallegos, “Alborada“, interpretado por Carlos Nuñez e Fernanda Cabral, que nos fai sentir a alegría do novo dia cunha perfecta unión poética e musical.

Vaite, noi-
te,—vai fuxin- do.—Vente auro-
ra,—vente abrin-
do,—co teu ros-
tro,—que, sorrin-
do,—¡¡¡a sombra espanta!!!

¡Canta,
paxariño, can-
ta—de ponliña en pon-
la,—que o sol se levan-
ta—polo monte ver-
de,—polo verde mon-
te,—alegrando as her-
bas,—alegrando as fon-
tes!…

¡Canta, paxariño alegre,
canta!
¡Canta porque o millo medre,
canta!
Canta porque a luz te escoite,
canta!
Canta que fuxeu a noite.

Noite escura
logo ven
e moito dura
co seu manto
de tristura.
Con meigallos
e temores,
agoreira
de dolores,
agarimo
de pesares,
cubridora
en todo mal.
¡Sal…!

Que a auroriña
o ceu colora
cuns arbores
que namora,
cun sembrante
de ouro e prata
teñidiño
de escalrata.
Cuns vestidos
de diamante
que lle borda
o sol amante
antre as ondas
de cristal.

¡Sal…!
señora en todo mal,
que o sol
xa brila
nas cunchiñas do areal;
que a luz
do día
viste a terra de alegría;
que o sol
derrete con amor a escarcha fría.

IMG_7554

Podedes ver máis información sobre a mostra bibliográfica “Versos en movemento” na Biblioteca do Forum Metropolitano ou visitando o blogue Blog de los Clubs de Lectura das Bibliotecas Municipais da Coruña.

O día 21 de marzo, Día Mundial da Poesía temos preparado un recital poético musical : A forza da Palabra no ritmo do Silencio.

cartel_nuevo_recital

 

Cuenta la leyenda…

… que Faetón hijo de Helios y de la oceánide o ninfa marina Climene. Creció en Egipto bajo la supervisión de su madre. Cuando Faetón era joven, su amigo Epafo le dijo que no era hijo del dios del sol y que su madre le había mentido sobre su origen. Climene, por el contrario, le juró a su hijo que sí lo era y le dijo dónde podría encon­ trarle.

Faetón salió a buscar a su padre y finalmente lo visitó en su reluciente palacio en la parte oriental del mundo, que había sido lujosamente decorado con oro, plata y marfil. El dios del sol le dio una cálida bienvenida y Faetón le pidió una prueba irrefutable de que era su padre. Helios juró por la laguna Estigia que llevaba al mundo de los muertos que estaba preparado para darle a su hijo lo que quisiese. Entonces el joven le pidió montar en su cuadriga y recorrer los cielos durante un día. Helios lamentó haber hecho la pro­mesa, pero ya no podía dar marcha atrás y sólo le aconsejó tener cuidado, porque se exponía a sí mismo y al mundo a un gran peligro, ya que sólo Helios -ni siquiera Zeus- sabía dirigir su cuadriga y los caballos que la llevaban. Pero Faetón, entusiasmado, no quiso oír a su padre y éste le cedió la cuadriga.

Los cuatro caballos que despedían fuego fueron enjaezados y Helios le pidió a su hijo que no les dejase correr en exceso, ni volar demasiado bajo o demasiado alto. Inmediatamente después de partir perdió el control de las riendas y la cuadriga se desvió, causando el pánico entre las constelaciones del firmamento. Poco a poco se aproximó a la superficie de la tierra, abra­sando ciudades, países y montañas. Los ríos se secaron, se formaron los desiertos y la piel de los etíopes se oscureció. Gaya sufrió una dolorosa agonía y pidió ayuda a Zeus. El rey de los dioses sabía que había que intervenir rápido y derribó al auriga con uno de sus rayos. El joven fue a parar al río Eridano -que más tarde sería el Po- y se mató. Las ninfas lo enterraron con una inscripción en su lápida que rezaba: «Aquí yace Faetón, que hizo el viaje por el sol, retó a todos, aunque la debilidad le traicionó».

Helios se entristeció mucho al oír que su hijo había muerto y, como consecuencia, la tierra pasó un día en penumbra. Climene vagó por el mundo desconsolada y las hermanas del difunto se convirtieron en árboles que producían ámbar. El amigo y pariente de Faetón, Cieno , se convirtió en cisne por la pena y empezó a lamentarse en lo que hoy se conoce como «canto del cisne».

Cuenta la leyenda que  una noche de verano, luego de cuidar sus rebaños, Endimión se refugió en una gruta en el monte Latmos para descansar. La noche era clara, y en el cielo Selene, personificación de la Luna, paseaba en su carruaje. La luz de la luna entró en la cueva, y así Selene pudo ver al joven dormido. Desde el momento en que la diosa lo miró se enamoró de él.

Descendió entonces del Cielo, y Endimión fue despertado por el roce de los labios de Selene sobre los suyos. Toda la caverna estaba iluminada por la luz plateada de la Luna. Ante él vió a la diosa brillante, y entre los dos nació una gran pasión.

Selene subió después al Olimpo, y rogó a Zeus que le concediera a su amado la realización de un deseo, y el Señor del Olimpo aceptó. Endimión, luego de meditarlo, pidió el don de la eterna juventud, y poder dormir en un sueño perpetuo, del que sólo despertaría para recibir a Selene. Zeus le concedió su petición.

Desde entonces, Selene visita a su amante dormido en la caverna del monte.

23 de Abril: Día del Libro

No encontramos mejor manera de celebrar este Día del Libro que recordando o  mejor aún releyendo la obra de estos dos autores Eduardo Galeano y Günter Grass. Dos vidas paralelas y muy similares que nos dejaron hace unos días. Los dos, figuras fundamentales de la literatura del siglo XX.

Ambos fueron novelistas, poetas, ilustradores pero, además, pensadores muy marcados a nivel ideológico, con una activa participación política en toda su vida. Los dos poseían ese don crítico, que les permitía ser profundamente libres convirtiéndose en referentes de un sentir colectivo, abriendo las mentes de la sociedad de su época.

Günter Grass

Günter Grass“los creadores no son portadores de moral sino voces que se levantan contra el silencio”.

Canción infantil de Günter Grass

¿Quién ríe, se ha reído?
Pues sí que se ha lucido.
Se ríe y han creído
que su razón ha habido.
¿Quién llora o ha llorado?
Llorar se ha terminado.
Si llora, por sentado,
que hay algo que ha ocultado.
¿Quién habla o se ha callado?
Si calla es denunciado.
Y si habla, ha silenciado
por qué al final ha hablado.
¿Quién juega tan temprano?
Si juega será en vano,
Ya se quemó la mano
con ese juego insano.
¿Quién muere, quién se ha muerto?
Quien muere, llega a puerto.
Si muere, ten por cierto,
que el caso queda abierto.

Ilustraciones de Günter Grass

Eduardo Galeano

 Eduardo Galeano  “La caridad es humillante porque se ejerce verticalmente y desde arriba; la solidaridad es horizontal e implica respeto mutuo”

El libro de los abrazos de Eduardo Galeano e ilustrado por él mismo

El Sistema (pág. 97)

Los funcionarios no funcionan.
Los políticos hablan pero no dicen.
Los votantes votan pero no eligen.
Los medios de información desinforman.
Los centros de enseñanza enseñan a ignorar.
Los jueces condenan a las víctimas.
Los militares están en guerra contra sus conpatriotas.
Los policías…

Continúa leyendo

Ilustraciones de Eduardo Galeano

 

Feliz #DíadelLibro

Asunto ruidoso: Un matrimonio sin hombre

 

Marcela y Elisa

Marcela y Elisa

Romance “Boda sin hombre”

Si me prestan atención

Les explicaré una historia

Que ha pasado en la Coruña

Y ha de quedar en memoria.

Un día del mes de Abril

Con mucha facilidad,

Se ha presentado en la Iglesia

Un joven muy especial

(…)

El Regional, 30 de xullo e 2 de agosto de 1901

 

Marcela y Elisa en la prensa:

Daniel Bascuñana Charfole: “ Por Marcela y Elisa. Un informe”

…En resumen, como ese…frecuentísimo delito carece de cuantía procesal en las leyes vigentes, la penalidad que merecen esas desgraciadas mujeres, quedará seguramente reducida  al de una falta leve sirviéndoles de abono la encarcelación sufrida, y como resto de la pena la vergüenza pública que están sufriendo y de la que no se les indultará en mucho tiempo a esas pobres impulsivas, victimas de un convencionalismo social que más temibles enfermedades y trastornos públicos y privados ocasiona .

La Patria, 25 agosto de 1901

Emilia Pardo Bazán.” Sobre Ascuas”

¡ Cuanto siento que sea tan escabrosa la inaudita novela que estos días se ha divulgado en la prensa y que tiene por escenario de sus más sorprendentes capítulos mi pueblo natal! Si no mediase la dificultad que crea la índole del asunto- dificultad casi insuperable cuando se escribe para una publicación que a de penetrar en las familias, aunque también penetran los periódicos diarios, y a fe que no se andan con melindres ni se muerden la lengua-, pocos relatos serían más interesantes que el relato circunstanciado de este caso peregrino,…

La destreza y resolución con que urdió la maraña para soltar, por decirlo así, la personalidad femenina, y adquirir legalmente la condición viril, revelan inteligencia nada común y son materia de asombro para el novelista que apenas acertaría a idear enredo semejante.

La Ilustración Artística, 8 de xullo de 1901

Las bodas sáficas o las casadas de La Coruña

Mal vienen esas pudibundeces de la gran prensa cuando se trata de delitos noticiables cometidos por el clero o por el monaquismo, con esta frescura en propagar hasta las más mínimas circunstancias de dicha vergüenza  espantosa  perpetrada en la Coruña. Hubieranla realizado monjas o flaminios, y no dijera la prensa una palabra.

El País, 5 de xullo de 1901

El fomento del escándalo

En un suceso reciente se mandó procesar por escándalo a los protagonistas del mismo, siendo así que el escándalo ha sido promovido por unos periódicos que dieron conocimiento del hecho con rebuscamiento informativo que toda conciencia honrada debe rechazar.
Tales periódicos pues, promovedores del escándalo, deberían asimismo ser procesados para ser corregida de algún modo su imprudente indiscreción con la que no hicieron cosa de más valer y sustancia que fomentar el escándalo

Revista Gallega, 7 de Xullo de 1901

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Estos fragmentos de prensa están extraídos del libro “Elisa e Marcela : alén dos homes” de Narciso de Gabriel disponible en las Bibliotecas Municipales de A Coruña y bajo el lema #leconorgullo este año nuestra wiki con nuevos títulos sobre esta temática sigue aumentando.

As Municipais Entenden

Catálogo